Escuchar en estéreo: experimentando la música a través de un implante de conducción ósea bilateral

testimonio- implante-de-conducción-osea-bilateral
mayo 22, 2019

Aquellos que han experimentado una pérdida auditiva importante a menudo dicen que se sienten aislados en entornos sociales donde todos los demás disfrutan de la música. Jaime Amador, se dedicó a la batería aún sufriendo de hipoacusia severa. La buena noticia es que gracias a sus implantes de conducción ósea bilaterales pudo reconectarse a la alegría de la música.

“Dos oídos oyen mejor que uno” parece ser una afirmación obvia. Y por décadas, tratar a personas con pérdida auditiva bilateral con dos audífonos ha sido el patrón de tratamiento. Los beneficios son un hecho reconocido, y ofrecer solo un audífono a estas personas parece ilógico para la mayoría.

Pero, ¿qué hay sobre la conducción ósea? ¿Las personas con pérdida auditiva mixta y conductiva bilateral no se benefician también con la estimulación bilateral? La evidencia clínica disponible indica que un método para los dos oídos conduce a lo siguiente:

  • Una mejor audibilidad a través de un efecto sumatorio binaural.
  • Una mejor audición en entornos ruidosos.
  • Un aumento de la capacidad para localizar de dónde provienen los sonidos.
  • Una mejora de la calidad de vida.

Audición binaural

Oír los sonidos que provienen del entorno es importante para generar un paisaje sonoro completo. Es beneficioso en todas las situaciones, incluidas las conversaciones o reuniones en el trabajo, en la escuela o en casa. Un ajuste bilateral brinda un efecto sumatorio que conduce a un rango dinámico mejorado y una mejor audición en ambientes ruidoso.

¿Un implante Coclear es la solución a la hipoacusia? Para ella sí lo fue

Además, en pacientes con umbrales de conducción ósea simétrica, se ha probado que produce un procesamiento binaural tanto en adultos como en niños, lo que da como resultado una mejor audición en ambientes ruidosos.

cambio-unilateral-a-bilateral
localizador-sonido-pacientes.bilaterales

La historia de Jaime Amador: la música se siente y ahora… se oye

Cuando Jaime Amador escuchaba en su adolescencia el rock que tanto le gustaba, soñaba con la Dave Mathews Band y con conseguir el redoblante que utilizaban en los Spin Doctors, gustos musicales que todavía hoy conserva, bandas ruidosas con muchos tambores y bajos.

Pero después de que Jaime tuviera la oportunidad de acceder a un implante Baha® en 2008, encontró que ese tipo de música era la ideal para seguir tocando el instrumento al que se dedicó desde que descubrió que soñaba con interpretarlo: la batería.

«Me estaba alejando de los sonidos que solía amar», dice, «pero también me sentí más atraído por sonidos que nunca antes había apreciado, después de mi primer implante coclear vi que había hecho la mejor elección”.

Hay muchas historias como esta entre las personas que reciben implantes de conducción ósea. Y hay una buena razón. Un implante no es solo un audífono de lujo.

Cuando su implante de conducción ósea se encendió por primera vez, el mundo sonaba diferente.

«Un audífono es realmente solo un amplificador, aunque nunca lo tuve y siempre escuché con la audición residual de mi oído bueno, no era lo mismo.

El implante en realidad está evitando la parte dañada del oído medio y estimulando las células auditivas del oído interno».

Como resultado, la experiencia de escuchar música o cualquier otro sonido a través del oído, con o sin un audífono, puede ser completamente diferente a la experiencia de escuchar a través de un implante de conducción ósea. «Básicamente, estás aprendiendo a reasignar sonidos en el mundo del audio».

[Video] Por qué el tratamiento de la hipoacusia puede cambiarlo todo.

La vida auditiva como niño

Jaime tiene 38 años, es periodista y vive en Bogotá. Nació con microtia unilateral (es un defecto en el cual la oreja es pequeña y no se ha formado correctamente en uno de los oídos) por lo cual tiene pérdida auditiva en su oído derecho. Por su parte, el oído izquierdo estaba afectado por un colesteatoma (es un quiste cutáneo en el oído medio formado de células cutáneas y desechos atrapados).

Eso fue en la década de 1980, y los implantes todavía no estaban al alcance de la mano y de todas formas, el otorrinolaringólogo que ha acompañado toda la vida a Jaime, fue consciente, de que con la audición de su oído izquierdo podía vivir una vida normal, hasta que subsecuentes cirugías a ese oído, hicieran que su audición fuera disminuyendo.

Con el pasar de los años, incluso con mucho esfuerzo, y con la ayuda de su grabadora de periodista para amplificar los sonidos en sus clases en la universidad, Jaime entendía muy poco de las conversaciones y sonidos a su alrededor. Se basó en la lectura de labios y la creatividad para sobrevivir.

Y se refugió en la música, especialmente en el rock indie y alternativo que aumentó los sonidos de baja frecuencia que escuchaba mejor. Incluso hace parte de una banda de rock católico hace ya 15 años.

«Me encanta la música», dice. «No solo el sonido de la música, sino toda la teoría de la música, la energía que se crea, la conexión entre una banda y el público y solo la idea de rockear».

Jaime siguió moviéndose en la escuela secundaria y la universidad. Luego, a los 28 años, y después de varias cirugías en su oído izquierdo, la audición que tenía disminuyó.

Para entonces, los implantes cocleares habían mejorado mucho y se habían convertido en una opción común para las personas con pérdida auditiva conductiva o mixta. Así que Jaime, después de pensarlo mucho, y de que su otorrinolaringólogo le indicara que era la única solución para su pérdida de audición decidió probar la nueva tecnología.

testimonio- implante de conducción osea bilateral (2)

Los implantes de conducción ósea redefinen lo que significa ser sordo

Una vez que Jaime recibió su primer implante en 2008, un sistema Cochlear™ Baha® Connect para su oído derecho y, a los tres meses, al recuperarse de la cirugía, le fue entregado el procesador de sonido que funciona similar a un audífono convencional.

Jaime dice que cuando el audiólogo encendió su dispositivo por primera vez, no estaba preparado para la forma en que la gente sonaría. «Recuerdo que en esa época fui a la graduación de una de mis amigas, evento en el que iba a tocar una orquesta. En el momento en que la música empezó, no podía creer el ruido, me aturdí y me di cuenta de los instrumentos que de alguna forma no lograba discernir antes», comenta.

Hace tan solo un año y, una vez más, por recomendación de su médico, decidió que era el momento de implantar su oído izquierdo, porque el sonido residual ya no era suficiente. Esta vez le implantaron un sistema Cochlear™ Baha® Attract.

¿Cómo es la cirugía de conducción ósea?

Durante los siguientes meses, el cerebro de Jaime aprendió a descifrar otros sonidos y vibraciones, a tocar la batería sin necesidad de guiarse tanto por el bajo (que era como lo hacía antes).

Y comenzó a escuchar sonidos que antes no sabía que existían gracias al Mini Microphone 2+ que ofrece conectividad a fuentes de audio (conector de entrada), a sistemas de bucle (telebobina integrada) y a sistemas FM (compatibilidad FM con euroconector de 3 clavijas).

“Gracias a ello he descubierto sonidos que no sabía que podían existir, estaba viendo la serie Game of Thrones y no sabía que las flechas lanzadas a un dragón emitían un sonido. Me encantan las carreras de autos y solo hasta que tuve ambos implantes y el accesorio descubrí que el viento emite un sonido particular cuando los carros entran en un túnel. Fue como escuchar en estéreo por primera vez”.

Jaime sabe que la bilateralidad es lo que le permite ser un mejor y más completo periodista y poder comprender la música que lo apasiona de forma diferente e interpretarla con más seguridad.

Tenga en cuenta

La información en esta guía es solo para fines educativos y no tiene la intención de diagnosticar, prescribir tratamiento o reemplazar el consejo médico. Consulte a su médico o profesional de la salud sobre los tratamientos para la pérdida de la audición. Ellos podrán asesorar sobre una solución adecuada para su condición de pérdida auditiva. Todos los productos deben usarse solo según las indicaciones de su médico o profesional de la salud. No todos los productos están disponibles en todos los países. Por favor, póngase en contacto con su representante local de Cochlear™